matar.es.

matar.es.

Evidencia digital en casos de abuso infantil

Evidencia digital en casos de abuso infantil

Introducción

El abuso infantil es un tema delicado y cada vez más presente en la sociedad actual. Según datos de Unicef, un 20% de mujeres y un 5-10% de los hombres han sido víctimas de abuso sexual en su infancia. Estos datos son alarmantes y demuestran la necesidad de unas investigaciones precisas y contundentes para poder llevar ante la justicia a los culpables. En este sentido, la evidencia digital se ha convertido en una herramienta clave para la investigación de este tipo de casos. A continuación veremos en detalle cómo se puede obtener y utilizar esta evidencia.

Tipos de evidencia digital en casos de abuso infantil

Dispositivos informáticos

Los dispositivos informáticos se han convertido en un elemento fundamental para la investigación de casos de abuso infantil. Gracias a ellos se pueden obtener pruebas contra los abusadores. Es importante tener en cuenta que no solo podemos encontrar este tipo de evidencia en el ordenador del presunto abusador sino también en sus smartphones o tablets. A continuación, veremos algunos de los tipos de evidencia digital que podemos encontrar en estos dispositivos:

  • Imágenes y vídeos: Los abusadores suelen utilizar estos dispositivos para capturar imágenes y vídeos de sus víctimas. Es posible encontrar una gran cantidad de material gráfico en los dispositivos del presunto agresor, lo que lo convierte en una prueba fundamental.
  • Chats y correos electrónicos: Muchas veces los abusadores utilizan estos canales para comunicarse con sus víctimas o con otros abusadores. Estos mensajes pueden ser una prueba muy contundente para la investigación.
  • Historial de navegación: El historial de navegación del presunto abusador puede ser una fuente de información muy valiosa para la investigación. En este historial se pueden encontrar búsquedas de contenido relacionado con la actividad delictiva, como por ejemplo, imágenes de abuso infantil.

Redes sociales y mensajería instantánea

Las redes sociales y los servicios de mensajería instantánea se han convertido en una fuente de información muy importante para la investigación de casos de abuso infantil. A través de estas plataformas, los abusadores pueden comunicarse con sus víctimas o con otros abusadores. A continuación, vemos algunas de las evidencias digitales que podemos encontrar:

  • Chats y mensajes: Al igual que en los dispositivos informáticos, los mensajes pueden ser una prueba clave para la investigación. Es importante tener en cuenta que muchas veces los abusadores utilizan un lenguaje cifrado o codificado para dificultar que se les descubra.
  • Imágenes y vídeos: En las redes sociales también es posible encontrar imágenes y vídeos de abusos infantiles. En este caso, la investigación debe centrarse en la identificación del autor y la víctima de estas imágenes o vídeos.
  • Perfiles falsos: Los abusadores suelen utilizar perfiles falsos en las redes sociales para contactar con sus víctimas. Estos perfiles pueden ser una fuente de información muy importante para la investigación.

Dispositivos de almacenamiento externo

Los dispositivos de almacenamiento externo también pueden ser una fuente de evidencia digital en casos de abuso infantil. Estos dispositivos pueden contener una gran cantidad de material gráfico relacionado con la actividad delictiva. A continuación, vemos algunos de los dispositivos que se pueden utilizar:

  • Discos duros externos: Los discos duros externos son una opción muy común para almacenar este tipo de material. Es importante tener en cuenta que estos discos duros pueden estar ocultos o camuflados detrás de otros dispositivos.
  • CDs o DVDs: Los CDs o DVDs también pueden ser utilizados para almacenar este tipo de material. En este caso, la investigación debe centrarse en identificar al autor y la víctima de estas imágenes o vídeos.
  • Memorias USB: Al igual que los discos duros externos, las memorias USB también pueden ser una opción para almacenar este tipo de material. Es importante tener en cuenta que estas memorias USB pueden estar camufladas o escondidas en objetos cotidianos, como bolígrafos o llaveros.

Procedimientos de análisis de la evidencia digital en casos de abuso infantil

El análisis de la evidencia digital en casos de abuso infantil es un proceso complicado que requiere de una gran especialización. A continuación, veremos los procedimientos de análisis más comunes:

Recopilación de datos

En primer lugar, es fundamental recopilar toda la información posible sobre el caso. Esta información puede ser obtenida a través de los dispositivos informáticos, las redes sociales o los dispositivos de almacenamiento externo. Es importante tener en cuenta que la información recopilada debe ser auténtica y fiable.

Análisis forense

Una vez que se ha recopilado la información, es necesario realizar un análisis forense de los dispositivos o dispositivos de almacenamiento en los que se haya encontrado evidencia digital. Este análisis tiene como objetivo extraer toda la información posible del dispositivo y determinar la fuente y la hora de creación de la evidencia digital.

Análisis de la evidencia digital

Una vez que se ha extraído toda la información, es necesario analizarla detalladamente para determinar su relevancia en el caso. Es importante tener en cuenta que la evidencia digital debe ser auténtica, fiable y no debe haber sido manipulada. En este sentido, es fundamental seguir unos procedimientos de análisis rigurosos para asegurar la validez de la evidencia digital.

Finalmente, es necesario documentar toda la evidencia digital encontrada durante el análisis. Esta documentación debe ser exhaustiva y precisa, para poder ser utilizada como prueba en un posible juicio. Es importante tener en cuenta que la documentación de la evidencia digital debe ser realizada por expertos en este tipo de procedimientos.

Conclusiones

La evidencia digital se ha convertido en una herramienta fundamental para la investigación de casos de abuso infantil. Gracias a ella, es posible obtener pruebas contundentes contra los abusadores y llevarles ante la justicia. Sin embargo, es importante tener en cuenta que la obtención y análisis de la evidencia digital requiere de una gran especialización y de unos procedimientos rigurosos para asegurar la validez de la evidencia. Si se siguen estos procedimientos, la evidencia digital puede ser una herramienta muy valiosa en la lucha contra el abuso infantil.